España: más corrupta que nunca

España: más corrupta que nunca

07 de Junio de 2018.

Raúl Tamayo

Posiblemente ni en aquella famosa colina de California donde hay unas letras enormes se hubieran imaginado un final como el de la película que se ha realizado en el congreso español, lo impensable puede llegar a suceder, pero la realidad esconde otra historia muy diferente, una nación que se encuentra envuelta en casos de corrupción de bajo y alto nivel, dentro de sus fronteras y ni se diga en el exterior, un país, España, que hoy sucumbe ante su realidad histórica, su corrupción desmedida, desbocada y cínica que trata de esconderse en los falsos y cuestionados mantos de una democracia o monarquía tan desgastada como su prestigio mismo.

Constantes han sido los escándalos en los últimos años en este país relacionados con la corrupción, involucrados en todos los niveles y sectores, con problemas políticos, en municipios, regiones, empresas y hasta en la corona española que se ha visto hundida y lastimada tras el escándalo del “Caso Noos”, donde se comprobó su participación directa con el “lavado de dinero” y que posiblemente haya llevado al Rey Juan Carlos a abdicar en favor de su hijo, el príncipe heredero.

También a la vista se encuentran los casos como el de “OHL” en Europa y Latinoamérica, la empresa constructora “Sacyr” a la cual se le encargó la ampliación del canal de Panamá con un presupuesto de 3,200 millones de dólares, y que terminó con un polémico conflicto judicial al detectarse que el presupuesto se les había disparado a 5,581 millones de dólares, actos de corrupción?, tampoco deja de ser notoria la activa participación de políticos españoles de alto nivel en un país como Venezuela, ahí la petroquímica “Repsol” tiene conflicto con el gobierno Bolivariano.

El sector financiero no se queda atrás, el Banco de España ha intervenido en los últimos años a varias cajas de ahorro por fraude y corrupción, a la vista está el “Caso Bankia” y el desfalco con sus tarjetas "Black", su presidente del consejo era un aristócrata y político perteneciente al Partido Popular, Rodrigo Rato, antes fue Vicepresidente del Gobierno de España y Ministro de Economía en los gobiernos de José María Aznar, también fue controvertida la relación comercial del ex presidente de Banco Santander, Emilio Botín, con el presidente de la Generalitat de Cataluña, Jordi Pujol, ahí se detectaron sociedades inmobiliarias que tenían rentadas aproximadamente 1,200 propiedades a la institución financiera.

Ahora la nación Ibérica sorprende logrando por primera vez en su democracia una "Moción de Censura" al Presidente del gobierno en funciones, (esto consiste en un procedimiento por el cual los partidos políticos representados en la cámara baja pueden exigir la responsabilidad política al poder ejecutivo) la caída del presidente español puede entenderse como “el castigo político a la corrupción”, pero el origen de todo este conflicto tiene varias vertientes, primeramente el “Caso Guertel”, que es el mayor escándalo en las últimas décadas, ya que el partido popular se estaba financiando de manera ilegal por medio de recursos procedentes del lavado de dinero, sobornos en entidades públicas, ayuntamientos y comunidades autónomas (Madrid, Valencia y Galicia).

De ahí se deriva el “Caso Bárcenas”, este consiste en una investigación sobre una "Contabilidad B" del PP (Partido Popular), por esta vía se recibían donativos ilegales de constructoras y se hacía entrega de “Dinero Negro” a los dirigentes del partido, situación que provocó la comparecencia del presidente Mariano Rajoy el pasado 26 de julio del 2017, quien se presentó como ciudadano español y no como Jefe del Ejecutivo, solamente fue testigo, pero el juez consideró en la sentencia que el testimonio del ahora ex presidente era poco creíble.

Es la primera vez en la historia que sucede un acto de este tipo y a ese nivel en el país ibérico, hay que mencionar que la investigación inicia en noviembre de 2007 cuando el presidente del gobierno español era José María Aznar.

Pero ante los ojos de la opinión pública pareciera que una destitución de este tipo, con este procedimiento, se convierte en algo impensable, hasta posiblemente injusto, si además se toma en cuenta que el sustituto de Mariano Rajoy, Pedro Sánchez, no ha ganado en ninguna de las dos últimas elecciones a la presidencia en las que ha participado, incluso en la más reciente fue derrotado con un porcentaje de vergüenza, el más bajo que su partido ha logrado desde los tiempos de Franco, pese a la derrota y por factores políticos logró mantenerse como líder de su partido el PSOE, increíble!.

Hoy, Pedro Sánchez, se convierte en presidente del gobierno sin un solo voto, sin una elección democrática, aprovechando una coyuntura que la misma corrupción gubernamental ha detonado, pero esa oportunidad le puede jugar en contra, a él y a los partidos que han votado por la moción de censura del ahora ex presidente, ya que pagarán en un futuro este inusual "asalto al poder", teniendo como única salida, la inmediata solución de algunos de los conflictos que contribuyeron a la caída de Rajoy, la corrupción desmedida, la aplicación del artículo 155 de la constitución y el feroz intento de independencia por parte de un sector de Cataluña que no se ha podido controlar y que se mantiene en el poder.

“Al ex presidente Rajoy lo sobrepasó el tiempo, su soberbia y su eficaz sistema de corrupción institucional”.

"

Pin It

Mas Leídos

 27 3